Biopsia de médula ósea diagnóstico de linfoma, la médula ósea diagnóstico de linfoma biopsia.

Biopsia de médula ósea diagnóstico de linfoma, la médula ósea diagnóstico de linfoma biopsia.

Los exámenes físicos y pruebas de laboratorio se utilizan para diagnosticar MDS. La mayoría de las personas que tienen SMD son diagnosticados con SMD primario.

Análisis de sangre

  • La falta de hierro, ácido fólico o vitamina B12
  • Otro tipo de cáncer
  • Otra condición que conduce a una rápida descomposición de las células rojas

Examen de médula

Si el análisis de sangre no revela la causa de su anemia, su médico u oncólogo (especialista en cáncer) pondrán a prueba su médula ósea. las pruebas de médula ósea consiste en dos pasos que generalmente se realizan al mismo tiempo en el consultorio de un médico o un hospital:

  • Una aspiración de médula ósea para extraer una muestra ósea líquida
  • Una biopsia de médula ósea para extraer una pequeña cantidad de hueso llena de médula ósea

Las pruebas de laboratorio para confirmar el diagnóstico

Al examinar las células sanguíneas y de médula ósea, el médico diagnostica MDS si él o ella encuentra al menos uno de los siguientes factores:

  • Los blastos representan más del 5 por ciento de las células de la médula.
  • Se identifican anomalías citogenéticas (daño al ADN en los cromosomas). Las anomalías citogenéticas más comunes de MDS incluyen:
  • Una pérdida (supresión) del brazo largo (q) de una de las dos cromosomas 5, indicado como "del (5q)" o "5q-"; los cromosomas 7, (del [7Q] o 7q-); o cromosomas 20, (del [20q] o 20q-)
  • Una copia extra del cromosoma 8, resultando en tres copias en lugar de los dos normales (llamado trisomía 8)
  • Un cromosoma faltante 5 o 7 (abreviado como -5 o -7)
  • estructura o forma de la médula muestra cambios anormales, una condición llamada displasia.
  • El hematopatólogo puede utilizar el análisis citogenético para examinar sus células e identificar ciertos cambios en los cromosomas y genes que pueden indicar MDS. Fluorescencia en el lugar hibridación (FISH) es una prueba más sensible que puede detectar cambios cromosómicos. También se usa para identificar ciertos tipos de MDS.

    Si usted es diagnosticado con MDS, es posible que tenga que someterse a más análisis de sangre y de médula ósea antes, durante o después del tratamiento para identificar el tipo de MDS que tiene y para comprobar cómo se está respondiendo a la terapia.

    enlaces relacionados

    PUESTOS RELACIONADOS

    También te podría gustar...